Contrabajo

¡Conoce a nuestro profesor de Contrabajo!

Equipo Docente

Sergey Shkil

Sergey Shkil finalizo el Instituto de Arte (Grado Superior) de la ciudad de Jarkov (Ucrania) con la titulación: solista de orquesta, solista de conjunto de música de cámara, profesor de contrabajo.

Ha trabajado como contrabajista principal en las orquestas sinfónicas de Ucrania (Jarkov y Lugansk), y como Profesor de Contrabajo en el Colegio Superior Musical de la Ciudad de Lugansk (Ucrania).  A partir de 1990 es contrabajista en Orquesta Sinfónica Académica de la Ciudad de Volgogrado (Rusia), con la cual he participado en varias giras por: Alemania, Italia, España, Checoslovaquia, Austria, Suecia, Dinamarca, Finlandia, Holanda, Bélgica. En este periodo ha trabajado también como lutier de los Instrumentos de Cuerdas.

Desde año 2000 reside en Zaragoza (España), donde forma parte de una agrupación de Músicos de Cámara «GRUPO ELEGIA» y realiza múltiples conciertos por territorio nacional, ampliando su repertorio con los mejores ejemplos de cultura musical y popular del país. También participo en distintas Orquestas Sinfónicas, como: Orquesta Sinfónica de la Rioja (Logroño), Orquesta Sinfónica «Enigma»(Zaragoza), Orquesta Sinfónica Europea (Benidorm). Actualmente es el profesor de contrabajo y violonchelo en escuela de música de Ejea de los Caballeros.

El Contrabajo

El contrabajo es el más grande de la familia (190 cm) y por lo tanto el que produce el sonido más grave. Debido a su gran tamaño el ejecutante toca el instrumento de pie. Debido a su gran caja de resonancia tiene un sonido muy fuerte.

El contrabajo es el instrumento más grande de la familia del violín, posee cuerdas más pesadas que éste y cubre un rango de frecuencias bastante inferior. Tanto su estructura como su técnica de ejecución son muy similares al del violín. Las cuatro cuerdas del contrabajo se afinan en MI, La, Re y Sol.

El contrabajo es muy utilizado en la música de jazz: marca el “tempo”. Se pulsan las cuerdas con los dedos: técnica del “pizzicato”.

ObrasEl carnaval de los animales: los elefantes, de C. Saint-Saens ; escribieron conciertos para este instrumento compositores como Ditterdorf o Henze.

×